Cumpleaños de Ana Frank

El 12 de junio de 1942, Ana Frank cumple trece años. El diario de tapa roja a cuadros que ha elegido con su padre es su regalo más preciado. La consienten regalándole flores, golosinas y libros, y Ana prepara galletas para maestros y alumnos y organiza una fiestita para sus amigas y compañeros de colegio. Unas semanas después se ve obligada a esconderse con su hermana y sus padres. Lo primero que Ana mete en su equipaje es su diario. 

En la casa de atrás, los escondidos intentan mantener la moral alta y siguen festejando sus cumpleaños, con una buena parte de improvisación y la ayuda de los protectores. Con ocasión de su 14.º cumpleaños, el padre de Ana coge la pluma y escribe un poema en alemán, que su hermana Margot traduce al holandés. Ana lo transcribe parcialmente en su diario y señala que le han regalado muchas cosas bonitas, entre otras cosas un libro muy voluminoso sobre su tema favorito: las mitologías griega y romana. «Como benjamina de la familia de escondidos me han mimado verdaderamente mucho más de lo que merezco.»

Cuando cumple los quince años, los escondidos y los protectores vuelven a mimar a Ana con toda clase de regalos, entre ellos varios libros. Peter le regala un ramo de peonías. «Ha sido otra vez mi cumpleaños, de modo que ahora ya tengo quince años,» escribe Ana en su diario al día siguiente.

Es el último cumpleaños de Ana.

Ver también

Achterhuis Online

Premio Webby Webby Awards

¡Sigue la entrega de premios en directo!

Más...