Vista general

Made in Europe

None

21 de Marzo de 2019 — En este Día Internacional contra el racismo y la discriminación de la ONU, Karen Polak, coordinador del proyecto Stories that Move comenta sobre la herramienta en línea gratuita que la organización Casa de Ana Frank ha desarrollado para dialogar con alumnos sobre antisemitismo y discriminatión.

Stories that Move ((Historias que mueven) se lanzó en junio de 2018 y, desde entonces, la herramienta ha recibido un premio de educación y cientos de docentes se han suscrito para utilizarla.

Stories that Move

En Stories that Move , las historias personales de jóvenes de diferentes países europeos son contadas para incentivar a los estudiantes a reflexionar acerca de las decisiones que ellos tomaron cuando se han enfrentado a situaciones de desigualdad y odio.

Mi equipo y yo encontramos muy inspirador conocer a estos jóvenes y hablar con ellos. Nued participó de la primera Conferencia Juvenil de Stories that Move en 2013 y Daniel tenía apenas 14 años cuando se unió al proyecto. El año pasado ambos asistieron a la presentación de la caja de herramientas. Dos jóvenes que tienen la valentía de expresarse en estos tiempos tan difíciles.

Colección

La caja de herramientas ofrece una amplia colección de imágenes, vídeos y materiales en siete idiomas. Constituye el resultado de dos años de investigación y tres años de desarrollo y pruebas, en colaboración con nueve organizaciones asociadas de siete países diferentes.  Las discusiones en innumerables clases y un torrente de correos electrónicos en muchos idiomas han dado forma, en gran medida, a este proyecto. Lo que comenzó con una conferencia juvenil y hojas sueltas de papel esparcidas en el piso, fue luego recogido por educadores, jóvenes y diseñadores gráficos de Internet quienes continuaron la labor. Hemos trabajado duro, pero también hemos compartido momentos de risa. Nunca olvidaré cómo estábamos todos estirados en la alfombra para formar figuras para las ilustraciones. Esta caja de herramientas con sus coloridas páginas ahora atrae la atención de las escuelas en Europa y más allá aún de esas fronteras. Los jóvenes que han contribuido a desarrollarla pueden sentirse orgullosos del resultado.


Diversidad de opiniones

El trabajo con un equipo internacional de docentes, quienes se reunieron seis veces en tres años, era, por sí mismo, ya una gran experiencia de aprendizaje. A menudo, hemos tenido discusiones difíciles. Pronto descubrí que existían numerosos aspectos sobre los cuales nunca podríamos ponernos de acuerdo. Por lo tanto, lidiar con esta diversidad de opiniones se convirtió en una parte integral del conjunto de esta herramienta.

Vínculo entre pasado y presente

Según los resultados de una reciente encuesta, más de un tercio de los adolescentes sufren  intimidaciones en línea. "Los padres están preocupados por el tiempo que sus hijos pasan en línea y por el impacto que las redes sociales pudieran tener sobre sus hijos", según comentó Michael McGlade, Director de tecnología educativa de la Escuela Internacional de Ámsterdam (ISA) a uno de nuestros asesores. Así que nos preguntamos ¿cómo sería si encontráramos una forma de visibilizar la discriminación en su nivel básico, entre las personas, utilizando la tecnología?

Numerosos estudiantes de la escuela internacional de Ámsterdam (ISA) ayudaron con las pruebas de los prototipos, pero Sietske, de 13 años de edad, fue quien ha dado en el clavo, durante una sesión de entrenamiento y lo ha comentó a uno de los docentes.  "En el aula, a menudo, me aburro y me apresuro a resolver mi trabajo tan pronto como sea posible. Stories that Move me obliga realmente a reflexionar.  Esto me pareció muy interesante. "

Entonces, la caja de herramientas en línea consiste en cinco vías de aprendizaje "que rompen con el aburrimiento", están llenas de información, consignas e historias de vida fascinantes que entrelazan pasado y presente. Por ejemplo, una de las historias se sitúa en 1944 y su protagonista es Stefan Kosinski, un joven polaco enamorado de un soldado austríaco. Otras historias se refieren a jóvenes de la Europa actual, como Csaba de Hungría o Anna de Dinamarca, quienes todavía se enfrentan a prejuicios y luchan con su propia identidad. Dentro de la estructura de la herramienta, los estudiantes pueden elegir qué historias les gustaría conocer en profundidad. Y hablando del pasado surge un nuevo enfoque hacia el presente, o viceversa.


Las historias personales destruyen los estereotipos

Un docente polaco comentó: "Stefan Kosinski causó una gran impresión entre mis estudiantes, ¡incluso entre los varones! Al finalizar, una gran parte de ellos afirmó que habían revisado su posición en asuntos que antes eran obvios y habían aprendido algo sobre sí mismos. Ser diferente, extranjero o foráneo: estas categorías recibieron un rostro."

Una maestra en Ucrania se puso en contacto con Stories that Move, después de que ella buscara en Google para "dar clases acerca de la discriminación”. Sus alumnos no creían, en un principio, que los jóvenes en los vídeos fuesen reales, según nos comentó.  Pues decian: "¿No temen compartir historias tan personales?" Y yo les respondí: "Son abiertos, tienen algo que decir. Debemos escucharlos y reflexionar sobre lo que dicen." Esto animó a mis estudiantes a compartir sus propias historias y apoyarse mutuamente. Mi objetivo era desarrollar su tolerancia. Y espero que haya funcionado."


¿Y cómo seguimos ahora?

Stories that Move: Historias que mueven es un proyecto colaborativo, en el que expertos y jóvenes se han encontrado. Fue diseñado originalmente para estudiantes de escuela secundaria entre 14 a 17 años de edad. De la retroalimentación de los docentes se puso de manifiesto que la herramienta es utilizada en un ámbito mucho más amplio: museos y universidades, campamentos de gitanos, para lecciones de historia, ciudadanía y educación religiosa y hasta también para la enseñanza de la lengua.

El propósito de la caja de herramientas no es imponer nada a quienes la utilicen, sino proporcionar a los docentes la capacidad de alentar a los jóvenes a hablar sobre la diversidad y la discriminación, de la mano de las historias personales de jóvenes de la misma edad, ayudarlos a reflexionar sobre sus propias decisiones y a ser socialmente activo. 

Durante el entrenamiento se les brinda a los docentes la oportunidad de familiarizarse con el contenido de Stories that Move y con los métodos de la caja de herramientas.


La última palabra está a cargo de una de las alumnas:

Linda, de 16 años, de Austria: "Es fascinante observar cómo las historias de la caja de herramientas nos han llegado profundamente. Por un lado, las historias impactantes demuestran que la homofobia, la discriminación y el racismo no son algo del pasado. Por otro lado, nos dan esperanza. Son una muestra de que hay personas que deciden animar a los demás y que nos demuestran que nosotros, también, podemos colaborar para cambiar las cosas."


Karen Polak trabaja en la organización Casa de Ana Frank y es el coordinador internacional de Stories that Move, una caja de herramientas contra la discriminación.

Más mensajes